Dama de los Sáucos

El saúco, del que existen diferentes variedades en el hemisferio norte, tiene fuertes poderes mágicos.

Las flores, las bayas y la madera misma se pueden usar como base de numerosos ungüentos y pociones, empleados en magia blanca y negra. La estaca con la que hay que atravesar el corazón de un vampiro, para poner fin a sus depredaciones, debería idealmente estar hecha del tronco de un saúco viejo. Posiblemente, los poderes mágicos del árbol se deben a que Judas Iscariote se ahorcó colgándose de un saúco, pero es la Vieja Dama de los Saúcos, cuyo espíritu vive en todos y cada uno de los árboles de la familia, la encargada de perpetuar estos poderes.

Procedente de Dinamarca, lugar de origen de los saúcos, y pronto se extendió a muchas otras partes del mundo. En Alemania se honra su presencia quitándose el sombrero cuando se ve un saúco.

Es raro que los humanos la vean, excepto en primavera, cuando en las arboledas de saúco aparecen los racimos de florecillas blancas, y en otoño, cuando las bayas negras están ya maduras. Los que la han visto, generalmente a la luz de la luna, la describen como una mujer pequeña y cojeante, vestida con una túnica tan negra como las bayas del saúco, y con un gorro y un chal de encaje tan blanco como las flores. Se apoya en un bastón retorcido, hecho con una rama de saúco.

Trae muy mala suerte utilizar la madera de saúco para otra cosa que no sean varitas mágicas y artefactos similares. Si se hace una cuna de saúco, el niño no se criará bien; los muebles de madera de saúco se deforman y se rompen con mucha facilidad; y una casa cuyas vigas sean de saúco no conocerá nunca la prosperidad.

Pero si alguien se ve obligado a utilizar madera de saúco por falta de otro material, existe un modo de neutralizar los hechizos de la Vieja Dama. Al cortar la madera del árbol hay que decir: "Vieja Dama de los Saúcos, dame por favor un poco de tu madera, y cuando yo me convierta en árbol te daré un poco de la mía."

Historias destacadas

Tellero Bo

+ Leer historia

Cada cual su botella

+ Leer historia

El último vuelo de Amelia Earthart

+ Leer historia

Publicidad